PRODENI

Ir a Página principal

 

 

CUATRO NIÑOS ABANDONADOS. MÁLAGA

Este caso lo recogió PRODENI de los medios de comunicación de Málaga y por las especiales circunstancias del mismo decidió intervenir remitiendo escritos al Fiscal Jefe del T.S.J.A. y a la Consejería de Igualdad y Bienestar Social de la Junta de Andalucía.

Sucedió que la Policía Local, por denuncia de un vecino, retiró de un piso insalubre e inhabitable a cuatro hermanos abandonados, cuyos padres se ausentaban con frecuencia, estando tres de los niños desnutridos. A continuación de esta noticia se publicó que por parte de las instituciones se tenía conocimiento desde hacía muchos meses de la extrema situación de los menores. 

Después de la noticia devino la polémica porque la Concejala de Bienestar Social del Ayuntamiento de Málaga, aludida al mantenerse durante meses el caso sin resolver, trasladó la responsabilidad a otros, concretamente a la Fiscalía y a Protección de Menores. El Diario Sur lo recogía con este titular: “El Ayuntamiento advirtió a la Fiscalía del riesgo que corrían los niños abandonados” (23 de Abril 2004).

 

(...)Ayer se supo que trabajadores sociales municipales estaban haciéndole un seguimiento a la familia desde el inicio del curso escolar 2002/03. Desde entonces visitaron en veinte ocasiones al domicilio, situado en..., informó la Concejala de Bienestar Social, Mariví Romero. Su departamento remitió hasta 15 notas informativas a la Fiscalía advirtiendo de la situación de riesgo en la que se encontraban los cuatro menores.

Preguntada si en su opinión se había producido una dejación de funciones, señaló: “No puedo decirlo, pero sí se podían acortar los plazos si las competencias las tuviera una sola Administración, el Ayuntamiento o la Junta, me da igual, pero que se simplifique el procedimiento.”

Romero explicó que la Fiscalía pidió el 29 de Julio de 2003 al Ayuntamiento que hiciese un seguimiento exhaustivo de los menores. Los padres, de 30 años, hicieron caso omiso a las advertencias de las Administraciones y la situación empeoró. El consistorio envió un nuevo escrito al Fiscal pidiendo la protección de los menores y hasta pasado el 13 de Febrero no se decretó la situación de Desamparo. Sin embargo, el Ayuntamiento envió el 31 de Marzo otro informe al Fiscal advirtiendo de que no se había tomado ninguna medida.

 

Con esa misma fecha, adjuntamos copia del anterior reportaje en sendos escritos dirigidos por fax al Fiscal Jefe del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, y a la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta de Andalucía. En ellos pedíamos que se abriera una investigación para dilucidar las responsabilidades, si las hubiera, por este supuesto abandono institucional que puso en grave riesgo la vida de cuatro hermanas, la mayor de sólo 8 años. Insertamos el dirigido al T.S.J.A., idéntico al dirigido a la Consejería.

 

“Con fecha 20 de Abril saltó en los medios de comunicación la noticia de que cuatro hermanos de entre 12 meses y 8 años estaban viviendo en un hogar insalubre e inhabitable en Málaga capital, en unas graves condiciones de riesgo. La Policía Local los retiró de inmediato después de una llamada de un vecino y los puso a disposición de Protección de Menores, que los ingresó en un centro de acogida. Sin embargo, nadie podía imaginar que el estado de estos niños era conocido por todas las Administraciones y que, a pesar de ello, no se había tomado medida efectiva alguna.

 

En el Diario SUR de fecha 23 de Abril se publican declaraciones de la Concejala de Bienestar Social del Ayuntamiento que culpabilizan a la Fiscalía y a la Delegación Provincial de Asuntos Sociales de la Junta de Andalucía, de ser las instituciones responsables de que esos niños no hayan sido antes amparados.

 

Así, dice la Concejala, antes de terminarse el curso 2002 – 2003, el Ayuntamiento remitió hasta 16 notas informativas a la Fiscalía, advirtiendo de la situación de riesgo en la que se encontraban los cuatro menores, pero hasta el pasado 13 de Febrero no se determinó la situación de desamparo. Sin embargo, el Ayuntamiento, sigue diciendo la Concejala, envió un nuevo informe al Fiscal advirtiendo de que no se había adoptado ninguna medida. Como se sabe, fue la Policía Local hace unos días la que retiró a los niños tras una denuncia anónima, al encontrarlos totalmente abandonados y desnutridos en un hogar insalubre, con ausencia de los progenitores.

 

De ser ciertas las afirmaciones de la Concejala, nos encontraríamos ante una grave responsabilidad de la Fiscalía, por una parte, y del Servicio de Protección de Menores, por otra.

 

Para nosotros sigue siendo una barbaridad que una situación como la que padecían esos niños no quedase resuelta durante el curso 2002 – 2003, a lo largo del cual el Ayuntamiento realizó numerosas visitas al domicilio de los niños y remitió diversas notas al Fiscal. No obstante, y, a pesar del empeoramiento de la situación, no se decretó la medida de desamparo hasta Febrero de 2004, medida que bien entrado el mes de Abril no se había cumplimentado, a pesar de que el Ayuntamiento el 31 de Marzo habría remitido un nuevo escrito al Fiscal advirtiendo que no se había tomado ninguna medida.

 

Por lo tanto, de ser cierto lo dicho por la Concejala, habría que exigir responsabilidades concretas, en primer lugar al Ministerio Fiscal por su inoperatividad y poca diligencia, y, en segundo lugar, a la Delegación Provincial de Asuntos Sociales por el abandono institucional en que dejó a estos niños a sabiendas de la grave situación de riesgo que estaban padeciendo.

 

Por todo ello, pedimos desde PRODENI, que por la Fiscalía del T.S.J.A. se verifiquen los extremos apuntados que responsabilizan al Fiscal de Málaga, y, en su caso adopte las medidas oportunas, pues, aunque sabemos que los Fiscales del Menor están sobrepasados de expedientes, no podemos admitir una demora injustificada que puso en peligro la vida de esos menores, tres de los cuales llegaron desnutridos al centro de acogida.”

 

De la Consejería de Igualdad y Bienestar Social todavía no hemos recibido respuesta, a diferencia del Fiscal Jefe del T.S.J.A. que con fecha 26 de Abril nos remitió escrito anunciando la apertura de un expediente gubernativo.

 

(...) Por todo ello resuelvo llevar a cabo la inmediata incoación de Expediente Gubernativo que será registrado con el número 32/2004 para una correcta valoración de los hechos denunciados, dando traslado íntegro del mismo al Ilmo. Fiscal Jefe de la Audiencia Provincial de Málaga para que informe a esta Jefatura lo que estime pertinente en relación con los hechos.

 

La Fiscalía responsabiliza a la Entidad Pública

 

Al momento de cierre de este informe no hemos recibido más noticias sobre el caso. No obstante, el Fiscal del Menor de Málaga se encargó a través de los medios de comunicación de explicar su visión de los hechos.

 

Así, recogemos en el Diario SUR, del día 27 de Abril que “La Fiscalía afirma que actuó con diligencia en el caso de los cuatro menores”, y que, desde que recibió de los Servicios Sociales del Ayuntamiento un escrito informando del absentismo escolar de dos menores (8 de Abril de 2003), se metió en el asunto, citando a los padres el 29 de Julio para recordarles su deber de velar por la asistencia a clase de sus hijos “y se les apercibió de las consecuencias legales del incumplimiento de esta obligación.”.

 

Sigue diciendo el Fiscal que en el mes de Octubre se instó a los Servicios Sociales municipales de la vigilancia de la asistencia a clase de los niños y que no recibió respuesta alguna, recordando la urgencia de la misma en dos ocasiones.

 

Apunta que la nota informativa donde se confirmaba el absentismo de dos niñas y de otra hermana llegó el 6 de Febrero. Y que “una semana después, la Fiscalía pidió al Servicio de Protección de Menores que se decretara el desamparo de las dos primeras, y el 25 de Febrero la solicitud se extendió a la tercera niña”.

 

La Policía Autonómica, según el Fiscal, emitió un nuevo informe con fecha 12 de Marzo en la que se describía un abandono manifiesto de los menores. Este informe fue remitido al Servicio de Protección de Menores por lo que el Fiscal no adoptó medida alguna a la espera de la ejecución del desamparo. Sin embargo, el 7 de Abril recibe un nuevo escrito de los Servicios Sociales del Ayuntamiento en el que se incide en lo denunciado por la Policía Autonómica. Entonces, ante la inoperancia de Protección de Menores, el Fiscal solicitó al Juzgado de Familia que obligara a la Entidad Pública a asumir la guarda de los menores. Como se sabe la intervención del Servicio de Protección de Menores no se produjo, teniendo que acudir a salvar a los niños una dotación de la Policía Local, por la vía de emergencia.

 

Posteriormente (Diario Sur, 30 de Abril), se producen nuevas declaraciones públicas del Fiscal del Menor, con el siguiente titular: “La Fiscalía de Menores recurre al Juzgado de Familia para agilizar las peticiones de desamparo.

 

 “La Fiscalía de Menores ha decidido tirar por la calle de en medio para acortar camino. La solución, recurrir a los Juzgados de Familia para agilizar las peticiones de retirada de custodia. De hecho, el Ministerio Público ha presentado 27 demandas desde Julio de 2003 hasta la fecha. Antes, apenas eran 10 en un año entero.”

 

Por su parte, la Delegación Provincial de Asuntos Sociales ha guardado absoluto y riguroso silencio.

  Volver a Casos