PRODENI

Ir a la Página principal

 

Contexto

San Miguel de Tucumán - República Argentina


http://www.contextotucuman.com/nota/9607/condenada-a-perpetua-por-matar-a-su-hija-pidio-prision-domiciliaria-porque-tuvo-otro-nino-en-la-carcel.html

 

Condenada a perpetua por matar a su hija pidió prisión domiciliaria porque tuvo otro niño en la cárcel

Viernes, 29 de Mayo de 2015 09:28

Gabriela Porcario, que mató a una hija y está condenada a perpetua, quiere ir a su casa porque tuvo otro hjio. /Foto: Diario Uno

 

En los primeros días de mayo se cumplieron cuatro años de la condena a prisión perpetua para Gabriela Porcario (37) y Carlos Ábalos (31), acusados en un conmocionante caso de maltrato infantil que tuvo como víctima fatal a Andrea, una pequeña de un año y medio.

Desde ese día hasta hoy, la mujer tuvo otro hijo dentro del sistema penitenciario y por ello solicitó continuar el encarcelamiento en su vivienda, pero la Justicia se lo negó.

La Segunda Cámara del Crimen de Mendoza condenó a la pareja a la máxima pena por homicidio agravado por el vínculo,  en un segundo juicio que realizó por el hecho –ver aparte-. La mujer se encontraba cumpliendo la condena en la Unidad Penal III de El Borbollón pero fue trasladada luego al Régimen Abierto de Mujeres (RAM) ya que tuvo un hijo con otra pareja hace diez meses.

Según establece el Código Procesal Penal, se podrá otorgar la prisión domiciliaria a “la madre de un niño menor de cinco años”. Por esto, el abogado Omar Martín, representante de Porcario, realizó una presentación ante el juez de Ejecución Sebastián Sarmiento.

Pese a que la ley lo reglamenta, el magistrado negó este beneficio para la mujer recordando que “la interna fue condenada por el homicidio de su hija Andrea” y que antes de este hecho “le antecedieron situaciones de violencia intrafamiliar, desnutrición y falta de cuidado respecto a la menor”.

El juez se basó en las pericias psicológicas y socioambientales que realizaron profesionales donde develaron que Porcario “no posee la capacidad suficiente para llevar debidamente su rol materno”. En uno de los exámenes se tuvo en cuenta "la frialdad emocional, no sólo hacia el fallecimiento de su hija sino también hacia la pérdida de contacto con el resto de sus hijos (7 en total)", quienes se encuentran a cargo de familias cuidadoras.

“A pesar de tener en cuenta que el contexto de encierro no es el mejor ámbito para que un niño desarrolle sus primeros años, en la actualidad es ese ámbito el que garantiza sus derechos fundamentales”, estimó Sarmiento.

Los abogados defensores interpusieron un recurso ante esta solicitud y recurrieron a la Cámara de Apelaciones del Crimen en una segunda instancia. El juez Luis Correa Llano coincidió en los fundamentos y rechazó finalmente el pedido de prisión domiciliaria.

El magistrado amplió la argumentación y consideró que no está comprobado que la condenada “se encuentra capacitada y es hábil para cuidar a su hijo menor en la manera que lo requiere” y dudó de que “la solicitud efectuada no sea utilizada por Gabriela Porcario para darse a la fuga”.

Además, fuera del contexto carcelario “no contará con asistencia médica permanente ni con los medios proporcionados (aunque sin dudas escasos), por el Estado para el cuidado de su hijo”.

Maltrato infantil

El caso Ábalos, tal como se lo conoció desde que salió a la luz, fue uno de los más resonantes en materia de maltrato infantil en Mendoza. El 1 de mayo de 2009, la pequeña Andrea fue atendida por un médico en su vivienda de Las Heras, quien no pudo hacer más que constatar el deceso.

Varios meses antes, la niña había ingresado al Hospital Notti con serias lesiones en la cabeza que alertaron a los profesionales del nosocomio pediátrico. La pequeña presentaba heridas evidentes y sus padres excusaron entonces que se generaron porque se había caído del cochecito.

Pese a esto, se dio intervención a la Justicia de Familia y la magistrada Elsa Galera les devolvió a la menor. En febrero de 2010, la jueza se salvó de ser sometida a un Jury de Enjuiciamiento.

Ese mismo mes se resolvió el primer juicio penal por el crimen, donde la Primera Cámara del Crimen condenó a la pareja a 6 años y diez meses de prisión por los delitos de lesiones culposas y abandono de persona agravado por la muerte y por el vínculo.

El fiscal de Cámara Javier Pascua presentó un recurso de amparo y la Suprema Corte de Justicia ordenó que se realice un segundo proceso judicial. El debate oral y público tuvo lugar en el 2011. Los primeros días de mayo de ese año, Porcario y Ábalos fueron condenados a prisión perpetua.


Fuente: http://www.diariouno.com.ar/policiales/Condenada-a-perpetua-por-matar-a-su-hija-pidio-prision-domiciliaria-porque-tuvo-otro-nio-en-la-carcel-20150528-0140.html