PRODENI

Ir a Página principal

 

PRODENI PIDE A UNICEF QUE RETIRE AL AYUNTAMIENTO DE MADRID EL NOMBRAMIENTO DE “CIUDAD AMIGA DE LA INFANCIA”

22 de abril 2013

La asociación para la defensa de los derechos de niños y niñas de utilidad pública, PRODENI, en un escrito dirigido a UNICEF le pide que retire al Ayuntamiento de Madrid el nombramiento de Ciudad Amiga de la Infancia que le fue renovado en noviembre de 2012, por el escándalo que supone que un juzgado de la capital haya ordenado la paralización del desalojo de una madre y sus tres hijos de corta edad de la vivienda de propiedad de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo de Madrid S.A., con capital 100 por 100 municipal, hasta que no acabe el curso escolar y se les garantice el derecho a una vivienda digna y adecuada, máxime cuando la pretensión del Ayuntamiento era arrojarlos a la calle sin consideración alguna a sus derechos, condenándolos a la desprotección y a la intemperie sin importar, o importando un comino, el terror que habrían de sufrir, sostienen en Prodeni.

La asociación entiende que el título de “Ciudad Amiga de la Infancia” que, entre otras condiciones, exige al ayuntamiento de Madrid el impulso de planificación y puesta en marcha de estrategias que tengan en cuenta los intereses de la infancia en todas las áreas del municipio, no se corresponde en absoluto con el brutal intento de echar a tres niños y a su madre a la calle sin buscar solución a su desamparo, vulnerando la Convención de los Derechos del Niño y la propia Constitución; ni tampoco con que haya tenido que venir un juzgado a paralizarlo e indicar en una sentencia que esas y otras normas de carácter orgánico obligan a “los poderes públicos a garantizar el respeto de los derechos de los menores” y a toda autoridad que detecte “una situación de riesgo o posible desamparo de un menor a comunicarlo a la autoridad o sus agentes más próximos, sin perjuicio de prestarle el auxilio inmediato que precise”, todo lo contrario de “Ciudad amiga de la Infancia”, por lo que a UNICEF no le cabe otra opción que tomar medidas al respecto, ya que no se entendería que no lo hiciera. A tal efecto, la asociación recuerda las palabras de Ana Botella con ocasión de la celebración del 23 aniversario de la Convención de Derechos del Niño (20N 2012): “la importancia de fomentar los derechos de los niños y la obligación de impulsar ciudades cada vez más habitables y humanas, pero especialmente para los más vulnerables”, en las antípodas de lo que ha hecho ahora.