PRODENI

Ir a la Página principal

 

La Voz de Galicia

http://www.lavozdegalicia.es/noticia/sociedad/2013/10/21/diez-millones-ninos-sufren-dermatitis-atopica-espana/0003_201310G21P24991.htm
 

 

Diez millones de niños sufren dermatitis atópica en España

El otoño y los cambios de temperatura multiplican el número de casos

lucía palacios
madrid / colpisa  21 de octubre

Las cifras son contundentes. Casi 10 millones de niños en España padecen dermatitis atópica, o lo que es lo mismo, cerca de un 20 % de los menores, sin olvidar ese 7 % de adultos que también lo sufren, pese a que es una patología que afecta en más de un 90 % a la población infantil. Y lo que es más preocupante: su impacto se ha incrementado hasta en un 300 % en los últimos 30 años

Las causas del alza no están claras: polución, componentes químicos de algunos productos, ciertos alimentos... Todo puede influir, pero lo que sí están probados son los molestos efectos de esta enfermedad: un escozor que recorre el cuerpo y que causa tanto malestar que repercute en el carácter del enfermo.

La dermatitis atópica es una dolencia crónica y no contagiosa, que causa picor e inflamación en la piel. Para su aparición, la genética juega un papel importante, el 61 % de los afectados tiene antecedentes familiares.

Los síntomas son piel seca, escamosa y con escozor y generalmente afecta a la parte interna de los codos, detrás de las rodillas, piernas, brazos y cara, aunque puede incluso llegar a cubrir la mayor parte del cuerpo.

Tiende a hacer erupción cuando se expone a factores irritantes como disolventes químicos, detergentes, humo de tabaco, pinturas, lanas, comidas ácidas y/o astringentes, productos del cuidado de la piel con alcohol y algunos jabones y perfumes.

También la agravan los cambios de temperatura y estación, cuando la aparición de brotes agudos es más común. Con el verano suele mejorar, mientras que su peor momento llega en otoño y primavera. Al rascarse la barrera protectora de la piel se pierde, las bacterias patógenas, especialmente el Staphylococcus Aureus, se activan y promueven los procesos inflamatorios, lo que lleva al paciente a volver a rascarse, con lo que se debilita aún más la función de barrera protectora de la piel. Y su sistema inmunitario empieza a funcionar mal, reaccionando contra todo lo que le es ajeno.

La dermatitis atópica no tiene tratamiento, pero se puede controlar y prevenir. Es más, la enfermedad desaparece en más de un 70 % de los casos tras la pubertad, porque a esta edad la piel se hace más grasa.

 

FALLOS INMUNITARIOS

Disfunciones. Es muy común que pacientes desarrollen a la larga otras enfermedades como alergias, rinitis o asma.

CONTROL

Sin tratamiento curativo. Una detección precoz en bebés permite que en el futuro haya menos adultos alérgicos.

SÍNTOMAS

Molestos efectos. Picor e inflamación de la piel, acompañado de enrojecimiento. Repercusión en el carácter del enfermo.

PIEL GRASA

Pubertad. La enfermedad desaparece en más de un 70 % de los casos tras la pubertad, quizá porque la piel se hace más grasa.